Declaración de prensa

ONUSIDA acoge la precalificación dada por la OMS al primer método no quirúrgico para la circuncisión masculina en el contexto de la prevención del VIH

GINEBRA, 7 de junio de 2013—El Programa conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/sida (ONUSIDA) da la bienvenida al anuncio que ha realizado la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la precalificación del primer método sin cirugía (PrePex™) destinado a la circuncisión masculina con el objetivo de prevenir el VIH.

Existen pruebas concluyentes acerca de que la circuncisión masculina médica reduce la transmisión sexual del virus de mujeres a hombres en un 60 %. La OMS y ONUSIDA instan a los países con alta prevalencia del VIH y bajos niveles de circuncisión masculina a que amplíen el acceso a una circuncisión segura y voluntaria en sus esfuerzos por prevenir el virus.

No obstante, muchos países se están enfrentando a grandes desafíos a la hora de mejorar la circuncisión médica voluntaria como medida de prevención del VIH, sobre todo debido a la escasez de proveedores capacitados y con formación quirúrgica para realizar la intervención convencional.

En comparación con la cirugía, PrePex™ no requiere la rutinaria inyección de anestesia o sutura, y médicos debidamente formados, así como proveedores de nivel medio, han demostrado que su uso es seguro con ayuda quirúrgica en caso necesario.

“Este tipo de innovación, que puede contribuir a mejorar la eficacia, el acceso y la seguridad, al tiempo que aumentar la demanda de la circuncisión masculina médica de forma voluntaria, es más que bien recibido”, declaró Michel Sidibé, director ejecutivo de ONUSIDA. “Podría tener un impacto significativo en los esfuerzos de prevención del VIH dentro de las zonas con alta prevalencia del virus y niveles bajos de circuncisión masculina si su utilización aumenta”.

Desde que los programas de circuncisión masculina médica de forma voluntaria se iniciaron en 2007, alrededor de 2 millones de hombres se han sometido a la intervención para prevenir el VIH en África oriental y meridional. ONUSIDA calcula que la circuncisión médica voluntaria tiene el potencial de prevenir cerca de 1 de cada 5 nuevas infecciones en la región para el año 2025. Sin embargo, tendrán que aumentarse los programas considerablemente para maximizar el impacto sobre la salud pública.

La circuncisión masculina médica protege parcialmente a los hombres de la transmisión heterosexual, y la OMS y ONUSIDA recomiendan que se inserte firmemente en un enfoque de prevención del VIH combinado que incluya el uso correcto y sistemático de preservativos masculinos y femeninos; la reducción del número de parejas sexuales; el fomento de prácticas sexuales seguras como evitar la penetración; el tratamiento para infecciones de transmisión sexual; y la provisión de terapia antirretrovírica para las personas que viven con el VIH y que reúnen los requisitos para ella.

Centro de prensa

Descargar la versión imprimible (PDF)


Contacto

ONUSIDA Ginebra
Sophie Barton-Knott
tel. +41 79 514 6896 / +41 22 791 1697
bartonknotts@unaids.org


Región/país