Comunicado de prensa

La Unión Africana aprueba una nueva hoja de ruta para acelerar el progreso de las respuestas al VIH, la tuberculosis y la malaria

La Unión Africana y la Agencia de la NEPAD lideran la transformación de las respuestas sanitarias en África

ADDIS ABEBA, 16 de julio de 2012 — Los jefes de estado y de gobierno africanos han aprobado hoy una hoja de ruta que traza el nuevo rumbo de las respuestas del continente en materia de sida, tuberculosis y malaria. La Comisión de la Unión Africana (AUC) y la Agencia de Planificación y coordinación de la NEPAD desarrollaron, con el apoyo de ONUSIDA, la Hoja de ruta sobre responsabilidad social y solidaridad mundial, que fue aprobada en la 19ª Cumbre de la Unión Africana en Addis Abeba (Etiopía).

"Esta hoja de ruta implica un paso adelante importante en nuestras respuestas al sida, la tuberculosis y la malaria", afirmó el Dr. Thomas Yayi Boni, presidente de la Unión Africana y también presidente de Benín. "A través de ella, buscaremos soluciones africanas que reflejan el dinamismo y el potencial de nuestro continente, como por ejemplo, la producción farmacéutica local. Juntos, invertiremos en el futuro".

Estructurada en torno a tres pilares estratégicos (gestión sanitaria, financiación diversificada y acceso a los medicamentos), la Hoja de ruta ofrece un conjunto de soluciones prácticas y basadas en los recursos africanos para favorecer respuestas sostenibles al sida, la tuberculosis y la malaria. En el documento se definen los objetivos, los resultados esperados, los papeles y las responsabilidades necesarias que deben seguir las partes interesadas durante un periodo de tiempo de tres años, hasta 2015.

"Esta hoja de ruta servirá de motor para el desarrollo de soluciones propias de África", declaró el Dr. Ibrahim Mayaki, director ejecutivo de la Agencia de la NEPAD. "Juntos, debemos apoyar a los líderes africanos para que lo pongan en práctica; y ello implica la creación de nuevas asociaciones, nuevos acuerdos financieros y nuevas medidas para fortalecer las instituciones africanas sostenibles".

Gestión sanitaria

La hoja de ruta hace especial hincapié en la importancia de conseguir marcos de política, supervisión y responsabilidad robustos para las inversiones en materia de sida, tuberculosis y malaria. AIDS Watch Africa, una iniciativa africana para la concienciación y la responsabilidad de la respuesta al sida en África, desempeñará un papel crucial a la hora de calcular los avances logrados, así como de conseguir que las partes interesadas a escala nacional, regional, continental y mundial sean responsables de los compromisos establecidos en materia de sida, tuberculosis y malaria.

"La visión de responsabilidad compartida y solidaridad mundial de AIDS Watch Africa marca un distanciamiento radical del enfoque adoptado hasta ahora", afirmó el director ejecutivo de ONUSIDA Michel Sidibé. "Insto a todos los líderes africanos a que pongan en marcha urgentemente la Hoja de ruta, así como a todos los asociados para el desarrollo, a fin de que apoyen los esfuerzos realizados por el continente africano, basándose en el espíritu de la solidaridad y responsabilidad mutuas".

Financiación diversificada

Según los datos recogidos por ONUSIDA, África necesitará una inversión anual de 11.000 – 12.000 millones de dólares estadounidenses para la respuesta al sida en 2015. Ese mismo año, se calcula que habrá un déficit de financiación de 3 000 - 4 000 millones de dólares estadounidenses. De la misma manera, los recursos disponibles para las respuestas a la tuberculosis y a la malaria en el continente se encuentran lejos de ser suficientes.

Por medio de la Hoja de ruta, se hace un llamamiento a los gobiernos africanos y a los asociados para el desarrollo, con el objetivo de que, juntos, trabajen para cubrir esas deficiencias, apostando por una "participación justa" basada en sus competencias y sus compromisos previos. Se anima a los países a que desarrollen planes nacionales viables desde el punto de vista financiero, con unos objetivos claros. Por otra parte, a los asociados para el desarrollo se les solicita que ofrezcan recursos predecibles a largo plazo, y que pongan en consonancia sus compromisos y las prioridades africanas.

"Lograr una movilización y un desembolso de fondos de una manera efectiva es fundamental para nuestra respuesta al sida" declaró el Sr. Idriss Déby Itno, presidente de la República del Chad. "Cada jefe de Estado debería seguir esta Hoja de ruta. Debemos considerarlo como una oportunidad para cambiar nuestro enfoque, no solo con respecto al sida, sino también al desarrollo de nuestro continente".

Acceso a los medicamentos

Numerosos países africanos dependen de recursos externos para suministrar medicamentos que pueden salvar la vida de su población. En el caso del sida, se importa más del 80% de los fármacos para el VIH que se ofrecen en África. La gran mayoría de los medicamentos contra el VIH que mantienen con vida a los africanos se pagan gracias a la ayuda externa recibida.

Así, la Hoja de ruta establece un conjunto de acciones prioritarias para acelerar el acceso a medicamentos asequibles y con garantía de calidad en África. Entre dichas acciones, se encuentran las siguientes: reforzar los sistemas reguladores de medicamentos africanos; garantizar, a través de la cooperación Sur-Sur, que los países africanos tienen acceso a tecnología y artículos sanitarios básicos; y eliminar los obstáculos al comercio existentes, a fin de permitir que se desarrollen centros de producción farmacéutica en África que puedan abastecer los mercados regionales.

El presidente de la Unión Africana hace un llamamiento para celebrar un evento paralelo sobre el sida y la responsabilidad compartida

Durante la Cumbre de la Unión Africana, el Dr. Yayi Boni hizo un llamamiento a los líderes Africanos, a fin de celebrar un evento paralelo de alto nivel en la Asamblea General de las Naciones Unidas de 2012 que se centre en el sida y la responsabilidad compartida. Este acontecimiento ofrecería una oportunidad única para presentar la Hoja de ruta a la comunidad mundial, declaró el Dr. Yayi Boni.